Noticias

Primera generación de Contadores Públicos y Auditores de la USACH cumple 50 años de titulación

Diecinueve ex alumnos de esta prestigiosa carrera -que fue la precursora de la actual Facultad de Administración y Economía de la Universidad de Santiago de Chile- cumplen 50 años desde el día en el que se titularon como profesionales de, en esa época, la Universidad Técnica del Estado. Para conmemorarlo, serán parte de una ceremonia en su honor, en la casa de estudios estatal.

La Carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad de Santiago de Chile comenzó a dictarse en el año 1965. Nunca imaginaron que serían los precursores, no sólo de la prestigiosa carrera, si no que de una facultad con cuatro carreras, un doctorado, nueve magísteres, seis postítulos y 41 programas de diplomados.

Todo comenzó cuando un grupo de estudiantes de distintos institutos superiores de comercio, acudieron al llamado para formar parte de la nueva carrera que se iba a comenzar a impartir en la UTE. El impulsor de esta idea, fue el profesor Luis Vargas Valdivia, quién era académico de Pedagogía de la Universidad Técnica del Estado(UTE).

"El profesor Vargas Valdivia ya había presentado hacía dos o tres años, un proyecto a la universidad para crear la carrera de Contador Público. El rector Enrique Kierberg, acogió, finalmente la idea del profesor y aprobó la creación de la Escuela de Contadores Públicos y posteriormente la Facultad de Administración y Economía", recuerda Juan Omar Marchant, quién fuera el primer presidente del Centro de Alumnos de la carrera.

Marchant explica que eran los mismos alumnos, que pasaron a formar parte de esta nueva unidad académica, los que iban a distintos institutos comerciales a promover la carrera que se había creado. "Fue tanto el interés de los jóvenes por estudiar esta carrera universitaria, que muchos de los estudiantes quedaban en listas de espera", agrega el primer presidente del Centro de Alumnos.

La carrera, en un inicio, se fundó orientada a los egresados de institutos comerciales, personas que no tenían la posibilidad de seguir sus estudios superiores una vez egresados de la educación escolar. "Fue de esta manera, que la USACH, en aquel tiempo UTE, le dio la posibilidad a cientos de jóvenes de ser profesionales, de cambiar sus vidas para siempre", comenta Juan Omar Marchant, muy emocionado.

Los profesores ícono de esta gesta creadora fueron Luis Vargas Valdivia, Darío Oses Concha y Julio Bosch Bousquet. Ellos trabajaron arduamente en entregarle sentido, pasión y proyección a la carrera, estableciendo una relación muy especial con sus estudiantes, quienes hoy, después de 50 años, los recuerdan como parte de su familia.

"No se por qué, pero siempre tuve el respeto de mis alumnos", cuenta Julio Bosch a sus más de 90 años de edad. "Recuerdo muy bien a mis alumnos de la generación del 65, fueron los primeros que pudieron egresar de la carrera. Pienso que ellos me respetaban tanto porque yo los apreciaba mucho", puntualiza Bosch, agregando el orgullo que sentía por ellos, ya que muchos financiaban su propia carrera, eran muy esforzados, se sacrificaban a diario junto a sus familias para estudiar y continuar en la universidad, dejando así de significar un aporte a los ingresos del hogar.

Otro de los pertenecientes a la generación del 65, Patricio Lara, se siente muy orgulloso de haber pertenecido a esta casa de estudios. "Todo se lo debemos a nuestros profesores, debido a la orientación que nos dieron y el pensamiento que inculcaron en nosotros de sentirnos propietarios de un futuro que se nos abría paso y que sólo dependía de nosotros proyectarnos en la vida profesional exitosamente", indica.

La profesora Norma Peralta, dejó su corazón en la carrera de Contador Público y Auditor y en la Facultad de Administración y Economía de la USACH. Fue una de las fundadoras de la carrera y además alumna, pues ella también cursó la especialidad, pero en modalidad vespertina. Una joven y buena moza profesora, que llamaba la atención de más de algún estudiante de la época.

"Yo fui testigo del esfuerzo de los estudiantes de la época por mantenerse en la universidad. Ellos valoraban mucho el hecho de estar en la UTE, oportunidad que se les presentó repentinamente, que valoraban día a día y que nunca perdieron oportunidad de acceso a más conocimiento", cuenta Norma Peralta.

Peralta egresó del INSUCO de Antofagasta. Llegó a Santiago y entró a estudiar Pedagogía en Contabilidad en la Universidad Técnica del Estado. Tiempo después se produjo una vacante como profesora y se quedó trabajando y estudiando en la institución estatal. Decidió ingresar a esta carrera que nacía, pero en la modalidad vespertina, para no perder su trabajo. "Yo hice mi vida aquí", dice con los ojos inundados en lágrimas. Norma Peralta fue además directora del Departamento de Contabilidad y Auditoría en la década de los 90 y directora del Centro de las Pymes a nivel de facultad.

Sus alumnos la recuerdan como una mujer que los motivó a quedarse y querer esta carrera. La gerente de Auditoría Interna para el grupo de empresas de ENAP y perteneciente a la generación del 96, Sandra Cortés, dice que lo que más la marcó en su paso por la USACH fue el discurso que les dio el primer día de clases la profesora Norma Peralta. "Este fue un discurso que me marcó, me llenó de motivación y de orgullo por la carrera y facultad, ese sentimiento de alma mater, que siempre he sentido y que me une y unirá por siempre a mi querida universidad", manifiesta.

"Yo me siento orgullosa de este grupo de egresados y también me siento parte de ellos, ya que sin haber pertenecido al grupo, siempre estuve a su lado", dice Norma Peralta, destacando que "nosotros somos parte de una generación universitaria que generó movilidad social. Los egresados de esta generación llegaron a tener puestos muy altos, incluso en multinacionales. Con los años, esta carrera se transformó en la más prestigiosa dentro del país y para mí es un orgullo haber pertenecido y seguir siendo parte de ella. Hoy sólo doy gracias por la oportunidad de pertenecer a tan selecto grupo".

La primera generación de Contadores Públicos de la Universidad Técnica del Estado tuvieron su ceremonia de titulación, luego de 25 años de haber egresado, ya que antiguamente no se estilaban estos actos protocolares y solemnes. Fue en esa oportunidad, cuando liderados por Luis Vargas Valdivia, se reunieron en la Universidad de Santiago de Chile y se titularon con la solemnidad que el hecho ameritaba.

Hoy, celebran 50 años de egresados y el Departamento de Contabilidad y Auditoría los reúne en una ceremonia el próximo viernes 26 de octubre en el Aula Magna de la Universidad de Santiago de Chile. En la ocasión habrán muchas sorpresas, con reencuentros, con pérdidas, con recuerdos y con dos de los tres próceres de esta carrera presentes: Darío Oses y Julio Bosch. Una gran historia y una gran conmemoración a "los 19 del 65".

En palabras de Darío Oses : "El arte de enseñar nos deja una herencia de hijos espirituales".